Wednesday, August 13, 2014

Bienvenida al recuerdo.

Es una pena no habernos conocido en otras personas.
Tú en él y yo en ella.
Es una pena el habernos volcado el uno en el otro,
pues ahora la ausencia será absoluta.
No nos echaremos de menos.
No nos recordaremos.
No nos veremos reflejados en sus ojos.
Ni quedará nada de mí en ella,
ni de ti en él.

(Álvaro Hernando, Carta a Elian)